se trata de personas entre 35 y 54 años, familias que buscan la vivienda que no pudieron comprar durante los años de la recesión económica.
  • COMPARTIR