¿Tienes ganas de más?
Suscríbete a nuestra news para recibir recomendaciones, guías y temas de actualidad

Barcelona

Por el alquiler de un piso de 80 m2 en Barcelona, los habitantes de Cáceres, Cuenca, Ourense, Jaén, Zamora, Palencia y Ciudad Real pueden alquilar tres de idéntico tamaño.

El Ayuntamiento de Barcelona ha abierto la convocatoria de subvenciones para la rehabilitación y regeneración energética del parque de vivienda de la ciudad.

El nuevo salón inmobiliario de Barcelona apuesta por convertirse en un evento profesional internacional enfocado al sector del Real Estate desde el prisma del capital.

En Barcelona las viviendas nuevas para su venta se han visto reducidas en un 17,8% en el último año, pasando de 1.409 unidades a 1.158. 

El más beneficiado ha sido el temporal que, con una normativa más abierta, ha llegado a crecer en este periodo más de un 27%.

La falta de un marco legal estable y una oferta insuficiente de viviendas en alquiler genera incertidumbre y se presenta como una de las mayores amenazas para la inversión de particulares.

Los expertos esperan que el alquiler de corta duración vuelva a convertirse en uno de los motores del PIB de las grandes urbes y las zonas costeras de España.

El Ayuntamiento de Barcelona prevé un «potencial» de unos 3.000 nuevos alojamientos dotacionales completos o en espacios comunitarios en suelo privado.

La concejal de Vivienda se ha reunido con la dirección de la sección de Vivienda Asequible y Social de la Sareb para abordar la situación de las 824 viviendas que tiene la entidad en Barcelona.

El sector inmobiliario también considera que el estudio económico que se hizo para modificar el plan «no aclara la viabilidad real» de la nueva norma y critican que incluya la rehabilitación de edificios.

Las áreas metropolitanas de Madrid y Barcelona presentan una tendencia positiva en el precio medio de la vivienda, según Gloval.

El 70% de las viviendas de los 35 municipios metropolitanos que rodean Barcelona fueron construidas antes de 1981.

Según Aepsi, la relación calidad-precio de las viviendas de la Ciudad Condal es uno de los mayores alicientes entre los internacionales, ya que el precio es menor que el de Londres o París.

Barcelona tiene la vivienda más cara de las principales urbes españolas, mientras que es también la que exige un mayor esfuerzo económico a sus residentes para pagar la hipoteca.

El 3,5% de las familias de Barcelona comparten vivienda pero no gastos con otra unidad familiar, un fenómeno conocido como multihogar.