¿Tienes ganas de más?
Suscríbete a nuestra news para recibir recomendaciones, guías y temas de actualidad

Gonzalo Bernardos

La recuperación inicialmente estará basada en la absorción del exceso de oferta acumulado durante la pandemia y, posteriormente, en la subida del precio.

Hay dos propuestas socialistas sobre alquiler y vivienda vacía que cobran fuerza y que todo apunta a que irán recogidas en el nuevo marco normativo.

El inmobiliario se va a encontrar con dificultades. Vamos a analizar las oportunidades y limitaciones a las que se enfrenta el ladrillo.

Un reciente informe de Tecnocasa revela que en Madrid el sector de la segunda mano a la venta está inflado en casi un 20%.

Uno de los problemas que presenta el actual mercado inmobiliario es la elevada tasa de esfuerzo para comprar o alquilar que deben realizar los hogares para pagar su vivienda.

Los nacidos entre 1981 y 1996 pertenecen a la generación millennial, la cual presenta unas determinadas características que afectan directamente al ámbito de la vivienda.

La moderación del precio de la vivienda es un hecho. ¿Se trata de un frenazo momentáneo o el precio de la vivienda volverá  a subir en los próximos meses?

El pago de la cantidad no financiada por el banco se ha convertido en la principal barrera de los jóvenes para acceder a su primera vivienda en propiedad, dado que se ven incapaces de comprar casa sin ahorros.

A juicio del autor del estudio, el profesor universitario Gonzalo Bernardos, en España hay por delante «un ciclo muy largo y muy moderado» para la vivienda de compra.

Aunque la economía española crecerá los próximos dos años, los expertos no descartan que el sector inmobiliario se vea ralentizado.

Madrid y Barcelona han iniciado un proceso de normalización y cederán el testigo a Valencia, Sevilla o Málaga. Estas ciudades se constituirán en los próximos meses como las nuevas protagonistas del mercado inmobiliario.

Son varias las voces que, si bien reconocen que el próximo año se producirá una leve desaceleración del sector, también confirman que España seguirá siendo uno de los países de la zona euro con mejores ritmos de crecimiento.

El Gobierno se ha marcado como objetivo la actualización del censo de vivienda vacía mediante la creación de un nuevo registro. Este propósito también se está promoviendo en el ámbito de las viviendas de uso turístico.

Según Gonzalo Bernardos, la vivienda de alquiler no ha llegado aún a sus récords si se tiene en cuenta la inflación y estaría un 30% más barata que en 2007.

Según Gonzalo Bernardos, hasta 2030 se espera “un ciclo expansivo, más largo y más sano” que la anterior etapa que derivó en la burbuja inmobiliaria de 2006.